Los niños son unos verdaderos maestros de la sencillez y la imaginación.¿Has observado cómo se sumergen en aquello que están haciendo?
Cuando juegues con la realidad,hazlo con la mirada de un niño.

A TODOS NUESTROS VISITANTES

A TODOS NUESTROS VISITANTES
Orkut Comentarios - Teacher Graphics

-

contadores web reloj en html

IMPORTANTE

IMPORTANTE

Seguidores

LA ESCUELA QUE QUEREMOS

LA ESCUELA QUE QUEREMOS

POR UNA CONVIVENCIA MEJOR. UNA PRESENTACIÓN TOMADA DE UN "MUNDO DE ILUSIONES"


-

sábado, 9 de mayo de 2009

Los piojos llegan al cole



Los piojos

Los piojos son uno de los problemas del pelo que más preocupan en los colegios y a los padres. Dado que el contagio entre niños es fácil, muchos colegios mandan notas informativas , con unas normas de actuación, en caso de que el niño tenga piojos, y de prevención para los mismos.

¿Cómo sabemos que el niño tiene piojos?
En muchas ocasiones, nos daremos cuenta de que el niño tiene piojos de forma casual, al lavarle el pelo o al mirarle porque nos han comentado que en el colegio hay piojos. También, puede ocurrir que el niño se queje de picor pero esto no ocurre en todos los casos.

Generalmente, lo que veremos son los huevos o liendres adheridos al pelo, muy cerca de la raíz del mismo, y muchas veces se confunde con la caspa. Sin embargo, a diferencia de esta que se desprende fácilmente, las liendres están adheridas con fuerza al pelo y cuesta moverlas. Se ven con más facilidad en la nuca y detrás de las orejas. El piojo adulto es más difícil de ver porque se esconde.

¿Cómo se transmiten los piojos?

Los piojos se transmiten por contacto directo entre las cabezas o a través de peines, cepillos o toallas.

¿Cómo podemos prevenir la aparición de piojos?

Debemos avisar en el colegio del problema para que los padres de los demás niños examinen a sus hijos y realicen el tratamiento adecuado. Si no se tratan todos los niños que lo necesiten, las reinfecciones serán frecuentes y a veces podemos pensar que el tratamiento ha fallado. Los padres y los hermanos también deben revisar las cabezas y recibir tratamiento si fuera necesario.

Los peines y cepillos del niño no deben ser compartidos. Lo mejor es tirarlos o limpiarlos con el mismo producto que hayamos usado para el niño durante 15 minutos y después hervirlos. Se puede lavar en agua muy caliente la ropa de la cama y la toalla del niño aunque esto último no es imprescindible.

No se deben usar los productos contra los piojos de forma continua para evitar la aparición de piojos, porque dados de esta forma, pueden producir problemas y resultar ineficaces si el niño vuelve a tenerlos.

Fuente: Saludalia.com




2 comentarios:

JJ dijo...

EN esta entrada de nuestro blog hemos dejado algo para ti

Laura y Jesús

http://creaconlaura.blogspot.com/2009/05/homo-sapiens-isabel-del-blog-t.html

Azabe dijo...

Uff de este tema tengo yo escrito un bet seller jejeje mi hija los ha tenido hasta en las pestañas cuando tenia 2 años o así. Los pilla siempre y un montón de veces.
Ahora los mantengo a raya con unas gotitas de arbol de te en el champu este año ni uno.
Mira de esto no he hablado en el blog pensaré en ello, me has dado una idea.
Un abrazo

 
ir arriba